El robot de cocina: Un electrodoméstico que llegó para quedarse

Última actualización: 05.12.22

 

En un mundo donde escasea el tiempo, los avances tecnológicos de los últimos años han permitido facilitar nuestras actividades diarias en el hogar, ya que muchas empresas se han dedicado a desarrollar aparatos que nos ayudan a ahorrar recursos y al mismo tiempo obtener resultados óptimos, tal es el caso del robot de cocina, que podemos considerar como una versión más moderna de la olla programable.

 

Diferencias entre la olla programable y el robot de cocina

Es cierto que estos dos electrodomésticos están emparentados, sin embargo la olla programable viene siendo la evolución de la clásica olla exprés, pero con funciones adicionales que permiten obtener en muy poco tiempo determinado plato, con el mínimo esfuerzo, ya que solo debemos cortar los ingredientes crudos, colocarlos, cerrar el aparato y presionar algunos botones. 

Las mejores ollas programables del 2022 (aquí puedes encontrar unas opciones para comprar) ofrecen distintos tipos de cocción, ya sea para platos asados, fritos, guisados, entre otros, además, permiten controlar la temperatura según el alimento y pueden ser programados en parámetros de tiempo, por ejemplo, para que la cena esté lista justo en el momento que llegues del trabajo.

Por su parte, el robot de cocina es en realidad la unión de un dispositivo de cocción y un procesador de alimentos, por lo tanto, realiza todas las funciones de una olla programable, pero también es capaz de batir, picar, moler, triturar, rallar e incluso amasar, dependiendo del accesorio que utilices. En este sentido, es un equipo muy completo que te permite realizar gran cantidad de recetas sin tener que pasar horas en la cocina.

 

 

¿Cómo funciona un robot de cocina?

La robótica es una técnica dirigida al desarrollo de aparatos que realizan trabajos para sustituir la mano de obra, por lo tanto, ha avanzado mucho en los hogares, sobre todo en una época en la que el ritmo de vida acelerado nos quita tiempo para limpiar, cocinar, realizar compras, etc. En el caso de los robots de cocina, estos aparatos han llegado para quedarse como parte de una nueva forma de preparación de los alimentos.

Para entender el funcionamiento de este aparato, hay que pensar que su base lleva un motor que hace girar un eje vertical, como en el caso de una batidora de vaso. Por esta razón, es importante conocer la potencia de la máquina, que por lo general viene medida en vatios, los modelos más modernos tienen motores de 1500 W aproximadamente, esto incluye tanto el poder de cocción como el de procesador, por lo que te permite realizar múltiples tareas en la cocina. 

Al mismo tiempo, el robot de cocina cuenta con un recipiente o cuenco de plástico o metal, que puede ser ajustado en el eje. En este último es posible acoplar distintos accesorios, tales como discos o cuchillas, dependiendo del resultado deseado. Es importante revisar la capacidad del depósito, aunque la mayoría de estos equipos vienen con 5 litros o más de capacidad, suficiente para 3 a 5 personas. 

También suele incluir un tubo por el que puedes introducir los ingredientes y una tapa para evitar que salgan del procesador, sin embargo, es posible agregar ingredientes adicionales mientras el aparato realiza su trabajo. Asimismo, se trata de un dispositivo bastante seguro, por lo que trae un empujador, para que no tengas que introducir las manos al colocar los alimentos. Por lo general, también incluyen algún mecanismo de seguridad que bloquea el motor si el depósito no ha sido encajado correctamente.

Por su parte, el panel de control puede tener una pantalla LCD y algunos botones, por lo general con programas de cocción para sopa, vapor, cocción lenta, entre otros. También, puedes encontrar un botón para programar el tiempo y otro para la temperatura. La mayoría de los robots de cocina nuevos incluyen una opción para utilizarlo de forma manual, es decir, sin utilizar ninguna función específica.

 

Beneficios que aporta el robot de cocina

El mayor logro de este electrodoméstico es la posibilidad de reducir significativamente tanto el tiempo que pasamos preparando los alimentos como el periodo que dedicamos a la limpieza, ya que al procesar y cocinar con el mismo aparato no tendrás que utilizar muchos utensilios y dispositivos. 

Otro beneficio es que puedes preparar suficiente comida para varias personas cada vez. Algunos modelos tienen vasos de cocción de hasta 7 litros, por lo que ofrecen alimentos listos para 5 personas. Asimismo, pueden incluir función de báscula, que permite, porcionar la comida en cantidades exactas si necesitas seguir una dieta estricta.

Entre las ventajas del robot de cocina está el auge de las recetas creadas especialmente para realizarlas utilizando este aparato, desde las más tradicionales, hasta los experimentos más novedosos de la gastronomía moderna. Por otro lado, es importante señalar que la limpieza es muy sencilla, ya que están diseñados para desmontar las partes fácilmente y son aptas para el lavavajillas. Algunos de los modelos más avanzados tienen una función de autolimpieza.

 

 

Historia del robot de cocina

El robot de cocina, como lo conocemos actualmente, tiene su raíz en el procesador, inventado por un chef francés llamado Pierre Verdun en la década de los 60, cuando fundó la empresa Robot Coupe. Posteriormente, en 1972 fue presentado el primer robot de cocina llamado Magimix, una marca que existe aún en nuestros días.

En principio, era solo un recipiente con unas cuchillas giratorias en la base, que permitían picar algunos vegetales, sin embargo, el avance tecnológico ha permitido incluso la incorporación de tecnología inalámbrica, como en el caso del Bluetooth, que permite controlar las funciones del robot de cocina desde el teléfono móvil, por lo que ni siquiera es necesario levantarse del asiento.

Si bien es cierto que muchas veces compramos aparatos que nunca utilizamos, podemos estar seguros de que este no es el caso, ya que el robot de cocina es cada vez más común en los hogares de Europa y muchos países alrededor del mundo, donde la inteligencia artificial y la robótica han llegado para quedarse. Aunque no son precisamente baratos, las ventas de estos dispositivos continúan en aumento y cada vez más marcas se suman a la producción de estas herramientas para el hogar.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS