Preguntas más frecuentes sobre Cacerolas

Última actualización: 26.01.23

 

Q1: ¿Cómo utilizar una cacerola?

Para utilizar una cacerola debes comenzar por conocer el tipo de material con el que está hecha, lo que te permitirá curarla correctamente. Después, deberás lavarla bien para retirar cualquier residuo y así, comenzar a utilizarla para cocinar tus recetas. Cualquiera que sea la preparación, debes ser cuidadoso para que los alimentos no se peguen y paulatinamente deterioren el interior de la cacerola. Además, recuerda mantenerla siempre limpia, seca y evitar el uso de esponjas metálicas.

 

Q2: ¿Cómo quitar el quemado de una cacerola?

Para eliminar el quemado de tu cacerola sólo tienes que verter agua en ella a la altura de dos dedos y un par de cucharadas de sal. Seguidamente, deja que la fórmula actúe por al menos media hora para proceder a frotar el fondo nuevamente con una esponja. Notarás como la sal se encarga de ablandar el quemado sin dejar rastro alguno. En otros casos, puedes usar bicarbonato de sodio o vinagre.

 

Q3: ¿Cómo hacer palomitas en la cacerola?

El primer paso a seguir para hacer palomitas de maíz es colocar la cacerola a fuego lento y esperar a que caliente. De esta manera, podrás verter en ella un pequeña cantidad de aceite y, seguidamente, la medida de maíz que vas a preparar. Con una cuchara preferiblemente de madera, revuelve los granos cuidadosamente y coloca la respectiva tapa. Sólo restará esperar a que las semillas comiencen a reventar por acción del calor, generando un sonido bastante peculiar que, al detenerse, será la señal esperada para saber que las palomitas están listas. En dicho momento apaga la hornilla, destapa la cacerola, agrega sal a la preparación, sírvelas y disfrútalas.

 

Q4: ¿Cómo saber si una cacerola sirve para vitrocerámica?

Lo primero que debes tener presente es que las cocinas de vitrocerámicas no son más que una superficie de cristal bajo la que se encuentra una resistencia que genera calor, por lo que, cualquiera que sea el metal con el que ha sido fabricada la cacerola, será adecuada para este sistema de cocción. Sin embargo, algunos fabricantes añaden un símbolo en espiral a sus cacerolas, que significa que el producto es completamente apto para ser expuesto al calor generado por una placa de vitrocerámica.

Q5: ¿Cómo limpiar una cacerola de hierro fundido?

Cuando se trate de suciedad extremadamente arraigada, puedes limpiar tu cacerola de hierro fundido con sal, manteca de cerdo, aceite de linaza o de tipo vegetal. Cualquiera que sea el producto seleccionado, tendrás que iniciar la tarea aplicando una cantidad generosa por todo el interior de la cacerola. Después, coloca dicha olla en el horno precalentado a un máximo de 300 °C y déjala a dentro por aproximadamente un lapso de 30 minutos. Al cumplirse el tiempo pautado, deberás proceder a limpiar el interior con papel de cocina. Si lo consideras necesario, puedes repetir el proceso un par de veces más. 

 

Q6: ¿Por qué se cocina más rápido en una olla a presión que en una cacerola normal?

Las ollas express alcanzan un nivel de presión en su interior que es superior al nivel de presión atmosférica, por lo que las moléculas tardan más tiempo en separarse y, por ende, en completar el proceso de vaporización, debido a la presión. Por ello, la ebullición del agua puede exceder los 120°C y los alimentos logran cocerse en menor tiempo.

 

Q7: ¿Cómo curar una cacerola de aluminio?

Para curar la cacerola tendrás que verter agua en ella hasta alcanzar el tope y conocer el número de litros que es capaz de contener, ya que, por cada uno de ellos deberás agregar un puñado de flor de jamaica, una cucharada de zumo de limón y de vinagre blanco. Después, mezcla bien los ingredientes y coloca la cacerola al fuego hasta que el líquido hierva. De esta manera, podrás retirarla de la estufa, esperar a que se enfríe, vaciarla y secarla con papel de cocina.

 

Q8: ¿Cómo cocinar carne a la cacerola?

Coloca la cacerola al fuego para que se precaliente y vierte una pequeña cantidad de aceite. Después, incorpora las verduras cortadas en cuadros, conjuntamente con la carne. Mantente atento y voltea los ingredientes para que se sellen sin quemarse. Seguidamente, añade los condimentos, el caldo previamente preparado y un vaso de vino. Deberás dejar cocer por alrededor de 30 minutos y añadir más vino, para que continúe hirviendo la preparación por media hora. Transcurrido este tiempo, la carne estará lista.

 

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS