Preguntas más frecuentes sobre Cocottes

Última actualización: 09.12.22

 

Q1: ¿Cómo utilizar una cocotte?

La forma adecuada de utilizar una cocotte, sea para cocinar alimentos u hornear panes y pasteles, es precalentando a fuego lento medio hasta alcanzar los grados de calor necesarios de acuerdo al tipo de cocción que vayas a realizar. Después, debes bajar la intensidad del calor a fuego bajo medio y mantener la olla tapada durante el tiempo de cocción, de esta forma se podrán aprovechar las ventajas que aporta la concentración de calor dentro de la cocotte, sin tener que agregar aditivos o aplicar procesos diferentes a los habituales.

Cabe mencionar que no es recomendable usarla a fuego alto y se deben evitar los cambios bruscos de temperatura para que no se peguen o quemen los alimentos, incluso al terminar la cocción es bueno esperar a que se enfríe para poder lavarla, de esta forma, aumenta su durabilidad.

 

Q2: ¿Qué cocinar en una cocotte?

Las cocottes son unos de los utensilios más versátiles en la cocina, ya que permiten preparar una amplia variedad de recetas de forma exitosa, tanto de alimentos salados como de postres o platos dulces. En este sentido, entre los platos salados resaltan los guisados, estofados y asados, cocinados en su propio jugo o en salsas, así como también arroces, pastas, sopas y cazuelas. En lo que respecta a las recetas dulces, las que más destacan son las mermeladas, pasteles y los panes en una amplia variedad de estilos.

 

Q3: ¿Qué es una cocotte bajita?

Una cocotte baja tiene las mismas propiedades y beneficios de una cocotte alta en cuanto al tipo y tiempo de empleado en la cocción, sin embargo, se diferencian en un único punto y es la altura de sus paredes, lo que facilita su uso en recetas específicas como la cocción de arroces, mariscos y paellas, destacando por sus buenos resultados. No obstante, también podrán ser usadas para cocción de estofados, guisos y otras recetas, con la salvedad de que debe ser en porciones más pequeñas para evitar que los líquidos se derramen.

 

Q4: ¿Cómo curar una cocotte?

El cuidado y mantenimiento de las cocottes es un punto primordial para alargar su vida útil y permitir que pasen de generación en generación. En este sentido, antes de su primer uso es de suma importancia seguir las recomendaciones de los fabricantes para conservar todas sus propiedades, como lavarla con jabón y agua caliente y secarla muy bien. Después, es necesario aceitar en su interior con papel de cocina para reforzar su condición antiadherente, pero también se debe evitar usar utensilios de metal o punzantes para no dañar la superficie de cocción.

Q5: ¿Cómo hacer pan en una cocotte?

Para hornear pan en cualquiera de sus variedades en una cocotte es necesario asegurarse de precalentar el horno antes de colocarla dentro. Una vez tiene la temperatura adecuada es importante posicionarla en el centro de la rejilla para permitir una buena distribución del calor por toda la superficie, lo que favorecerá el proceso de cocción. Por otro lado, debes evitar añadir humedad al proceso de cocción, ya que la cocotte genera condensación y desprende la cantidad necesaria para cocinar correctamente. Para finalizar, cuando el pan haya crecido lo suficiente y alcanzado su tamaño real, debes destaparla para terminar el horneado.

 

Q6: ¿Cómo limpiar una cocotte?

A pesar de su alta resistencia, una cocotte debe ser limpiada con cierto cuidado y dedicación para alargar su vida útil, en este sentido, es recomendable usar esponjas y detergentes suaves a la hora de limpiarla. Aunque puede ser introducida en el lavavajillas, lo más apropiado es no abusar de este beneficio, ya que a la larga podría dañar su superficie. En caso de que queden algunos restos de comida pegados al fondo, agrega un poco de sal y agua, caliéntala por unos minutos hasta que hierva y posteriormente limpia los restos con una esponja. También, vale la pena reiterar que es necesario esperar que la cocotte enfríe antes de lavarla para evitar deformaciones.

 

Q7: ¿Puedo meter la cocotte en el horno?

Una de las ventajas que ofrecen las cocottes es que pueden ser usadas en cocinas de inducción, fogones, vitrocerámica, parrillas y en hornos. Para su uso en horno es recomendable que la temperatura interna no sobrepase los 200 °C, ya que en el caso de que la cocotte tenga asas de silicona estas podrían derretirse. No obstante, en algunos casos puedes remover las asas antes de introducir en el horno para mayor seguridad. Además, es importante no colocarla directamente en la base del horno, sino en una bandeja o sobre una rejilla.

 

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS