Receta de bizcocho de yogur

Última actualización: 26.09.22

 

Bizcocho de yogur fácil y casero

Receta bizcocho esponjoso de yogur
Tiempo de preparación45 mins
Tiempo de cocción30 mins

Ingredientes:

  • 1 yogur natural (125 ml)
  • 3 vasos de harina de trigo para repostería (250 g)
  • 1 vaso de aceite de girasol o ½ vaso de aceite de oliva (125 ml)
  • 2 vasos de azúcar (240 g)
  • Esencia de vainilla (15 ml)
  • Huevos (4 unidades)
  • Polvo de hornear o levadura (15 g)
 

Otros ingredientes:

  • 1 limón o 1 naranja (opcional)
  • Azúcar glass para la cubierta si lo deseas

La receta de este pequeño bizcocho saludable está pensada para unos 4 comensales. A diferencia de la preparación de una tarta de yogur, en esta receta se usará el vaso del yogur como medidor para los demás ingredientes. Por lo tanto, no lo tires en ningún momento y, al comenzar, vierte el yogur en un recipiente para que su vaso esté libre para lo demás.

Al ya tener los ingredientes del bizcocho listos, puedes comenzar precalentando el horno a 180°. Mientras esperas, toma un molde de unos 22 centímetros de diámetro y úntalo con aceite o mantequilla. De esta manera, el resultado final será mucho más fácil de desmoldar.

Busca un bol y agrega los huevos junto con el azúcar. Empieza a batir durante unos 2 o 3 minutos para que la mezcla haga espuma y se vuelva blanquecina. Si no sabes cómo hacer un bizcocho esponjoso, es necesario que sepas que esta es la clave para lograrlo.

Añade el yogur a la mezcla y sigue batiendo. Recuerda que se recomienda usar varillas eléctricas, pero las varillas manuales también te servirán.

Si decidiste añadir limón o naranja, este es el momento. Lava la fruta y ralla, agregando a la masa para mezclar. Esto le dará aroma al bizcocho.

Para continuar, agrega la mitad de la harina y la levadura a la mezcla. Aunque hay personas que prefieren no tamizar, esto es recomendable, pues evita que la mezcla quede con grumos.

Vierte lentamente el vaso de aceite, batiendo bien para que se integre a la mezcla. Después, añade el resto de la harina y sigue batiendo.

Al llegar a este paso, ya puedes verter la mezcla en el molde. Para este momento, el horno de convección debería haber alcanzado su temperatura óptima, por lo que deberás meter la preparación y hornear por 30 minutos. 

Recuerda vigilar el bizcocho a partir de los 30 minutos, en caso de que tu horno no sea muy potente y necesite más tiempo de cocción. Para saber si está listo, pincha el centro con un palillo para ver si sale limpio.

Retira el molde del horno y espera que el bizcocho se enfríe para poder desmoldarlo. Ya cuando lo hagas, podrás espolvorear el azúcar glass o comerlo directamente si lo prefieres así. Es momento de disfrutar de un rico postre.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS