Receta higado encebollado

Última actualización: 26.09.22

 

Cómo hacer hígado encebollado

Tiempo de preparación1 hr
Tiempo de cocción40 mins
Número de comensales: 4

Ingredientes:

  • 1 Kg de filetes de hígado de ternera
  • 1 taza de harina de trigo
  • 1 taza de aceite de oliva virgen extra
  • 1 puñado de piñones
  • 1 pizca de pimienta
  • 1 cucharadita de sal
  • 2 tallos de perejil fresco
  • 3 dientes de ajo
  • 3 cebollas redondas
  • 220 ml de vino blanco

A quienes se preguntan cómo hacer hígado encebollado, o busquen una opción para preparar hígado en salsa, les interesará saber esta es una receta sencilla con la que podrán sorprender a sus comensales cualquier día de la semana.

Lo primero que debes hacer es coger una cebolla redonda, pelarla y cortarla en julianas. De igual manera, pica algunos ajos, mientras tanto vierte una cantidad generosa de aceite en una sartén y ponla sobre la placa de inducción u hornilla. Espera unos minutos hasta que el aceite esté caliente. 

Así, podrás proceder a sofreír la cebolla hasta que adquiera una apariencia cristalina y, seguidamente, incorporar los ajos. Mezcla bien con una cuchara de madera para que ambos sabores se integren. Retira del fuego y reserva la preparación, ya que se empleará más adelante.

Para continuar, trocea los filetes de hígado, de manera que obtengas tres cortes de cada una de las piezas y sazona con sal al gusto. Enseguida, coloca en un tazón harina de trigo e integra una pizca de pimienta negra, para que puedas enharinar el hígado por ambas caras y llevarlos a un nuevo sartén con aceite caliente, con el propósito de que se doren ligeramente.

Después, coge el cazo en el que se encuentra la cebolla con el ajo y colócalo nuevamente al fuego. Añade el hígado para que se impregne de la sazón de este par de ingredientes y deja cocer por un minuto a fuego lento. Ahora, es el momento de verter el vino blanco y remover suavemente. Espera a que la preparación de los filetes encebollados se reduzca un poco, hasta que la salsa adquiera una consistencia un poco espesa, para poder añadir el puñado de piñones.

Recuerda rectificar la sal del hígado encebollado y, si es necesario, agrega una pizca más para obtener la sazón deseada. Deja cocer durante otros minutos y no olvides revolver para que la salsa no se pegue, pero sé cuidadoso, porque no querrás dañar las piezas de hígado de ternera.

Cuando consideres que la salsa se ha reducido lo necesario, procede a apagar el fuego y sirve los trozos de hígado en un plato. Dveespués, cubre la preparación con abundante salsa y finaliza con una decoración sencilla. Sólo debes coger algunas hojas de perejil fresco y ponerlas sobre el hígado o hacia un lateral del plato. Además, si lo deseas, puedes acompañar esta suculenta receta de hígado encebollado con un puré de patatas, una ensalada verde o simplemente arroz blanco.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS