7 recetas de rape

Última actualización: 26.09.22

 

El rape es definitivamente un pez poco atractivo, pero seguramente al probar su sabor muchos quedarán enamorados de él. Además de eso, es uno de los peces más nutritivos para el ser humano, por lo que comerlo siguiendo diversas recetas puede ser una buena forma de mantener una dieta balanceada.

 

Los peces, debido a su gran variedad de especies con brillantes colores, son considerados de las criaturas más hermosas del mundo. Al pensar en ellos, probablemente muchos imaginen a un pez payaso o un delicioso salmón; sin embargo, aunque este es el caso de los peces que habitan cerca de la superficie, entre los 1000 y 4000 metros de profundidad pueden encontrarse animales marinos que destacan por muchas cosas, excepto su belleza.

Las criaturas abisales, por naturaleza, tienen un aspecto poco agraciado; no obstante, esto se debe a que han tenido que adaptar sus cuerpos a las condiciones extremas halladas en el fondo del mar, donde casi no existe la luz y la presión es aplastante.

Este es el caso de los peces Lophiiformes, los cuales se caracterizan por tener grandes colmillos, bocas anchas, cabezas chatas y un aspecto espeluznante. En esta familia se encuentra el rape blanco, el cual es el más común de su especie y se considera un alimento delicioso.

 

¿Qué tipos de rape se pescan para el consumo humano?

Debido a que son peces que viven en las profundidades del océano, las criaturas Lophiiformes son realmente complicadas de pescar, por lo tanto, no todos los peces pertenecientes a esta familia son consumidos por el ser humano. Estas son las especies más conocidas y consumidas en el mundo:

1) Rape blanco:

Este pez es la base de la mayoría de las recetas con rape, pues es la especie más fácil de pescar entre toda esta familia marina. También conocido como rape común, el animal vive en el mar Mediterráneo, Negro y también en algunos lugares del océano Atlántico.

Es posible encontrar ejemplares que llegan a medir hasta dos metros y su carne, aunque es deliciosa, no es considerada la mejor entre los de su especie.

2) Rape de “El Cabo”:

Cuando se habla de rape congelado, probablemente se haga referencia a este pez, pues es una especie que suelen vender de forma congelada casi exclusivamente. Este animal habita en el océano Atlántico; específicamente en las costas del sur de África.

3) Rape negro o rojizo:

Este pez es el más parecido a la especie blanca, con la diferencia de que es mucho más pequeño y que su carne se considera de mejor calidad, por lo que su precio suele ser más elevado que el de otras opciones de pez rape.

4) Rape americano:

Este rape, proveniente de las costas estadounidenses, es un pez cuya carne, según los conocedores, se asemeja mucho a la del bacalao. Esta es buscada por su textura y por el grosor de sus filetes.

En caso de que estés haciendo una comparativa con comida húmeda para gatos, porque deseas alimentar a tu felino con un poco de pescado, es necesario que sepas que cualquier especie de rape, si está completamente limpio, es saludable para tu mascota.

 

¿Cómo preparar rape?

Es posible que creas que, por su forma y por lo complicado que puede ser pescarlo, el rape es un pez difícil de preparar; sin embargo, te sorprenderá saber que la piel tersa del rape es ideal para cocerla de diferentes maneras.

Aquí encontrarás unas de las recetas más famosas que podrás preparar en casa para deleitarte con toda tu familia.

 

1) Colas de rape en salsa

Para comenzar con esta suculenta receta de rape cocido necesitarás:

Ingredientes

1 cola de rape

7 dientes de ajo

500 gramos de patatas

½ litro de caldo de pescado

400 gramos de tomates

2 cucharadas soperas de perejil picado

1 cucharadita de pimentón dulce

1 paquete de gambón pelado

Sal

Perejil sin picar

Aceite de oliva

Azúcar

Pimienta negra

Procedimiento

Como primer paso, comienza pelando y quitándole las semillas a los tomates para proceder a triturarlos.

Corta cada ajo en láminas para dorarlos en una cazuela a fuego lento. Al terminar, retira los ajos y resérvalos.

Sin apagar la cazuela, añade el pimentón y, después de eso, agrega el tomate con un poco de azúcar, sal y pimienta.

Toma los ajos, junta un poco de perejil sin picar y machaca todo haciendo uso de un mortero.

Después de pelar las patatas, comienza a cortarlas en trozos. Rehoga los pedazos en aceite y añade el caldo de pescado ya frío. A esto le deberás agregar el sofrito y la pasta de ajo y perejil. Cuece toda esto durante unos 25 minutos a fuego lento, en una olla que tenga suficiente espacio.

Ahora, en una sartén añade los gambones con un chorro de aceite. Salpimiéntalos, espera que tomen color y resérvalos.

Corta el rape en 4 raciones, añade sal y pimienta al gusto y comienza a saltearlo con un poco de aceite.

Para terminar, añade los gambones y el rape al guiso cuando ya esté en su punto correcto. Después de este paso, ya podrás servir con un poco de perejil picado para decorar.

 

2) Guiso de rape, langostinos y mejillones

En caso de que quieras cocinar rape junto con otros mariscos, para preparar un festín marino, entonces prepárate para hacer este delicioso guiso.

Ingredientes

1 kilogramo de rape

8 langostinos

8 mejillones

100 ml de chacolí

Perejil

Sal

Aceite de oliva extra virgen

2 cebolletas

1 puerro

2 patatas

2 dientes de ajo

200 ml de salsa de tomate

1 hoja de laurel

 

Procedimiento

Limpia el rape y haz el mismo proceso con los langostinos. Al terminar, reserva los huesos, la piel y la cabeza en una cazuela con agua, después de sazonar. Añade también la sección más verde del puerro, junto a unas ramas de perejil y una cebolleta cortada en 4 pedazos.

Enciende la cocina y cuece durante unos 25 minutos, mientras que limpias los mejillones. Cuando pase el tiempo, desespuma el caldo, cuélalo y reserva.

Comienza a calentar una sartén y añade el chacolí junto a los mejillones. Deja que se cocinen mientras se mantienen tapados y, cuando se abran, retira y quita las cáscaras. Separa la carne del caldo y reserva.

Pela los ajos y la cebolleta, y limpia el puerro para picar todo. Los ajos laminados deberás cocinarlos en una cazuela grande con un poco de aceite, e ir añadiendo los demás vegetales. Mientras sofríe, pela las patatas, córtalas en lonjas y añádelas. Agrega también la hoja de laurel, el caldo de mejillones y el rape, y la salsa de tomate.

Cocina todo esto por unos 25 minutos y, para terminar, añade la carne y cocina por unos minutos más. Solo queda servir.

 

3) Rape en salsa verde

Si buscas una salsa para rape excelente, entonces esta receta de salsa verde podrá ser exactamente lo que necesitas para disfrutar de tu almuerzo.

Ingredientes

Sal

Perejil fresco

1 ajo

1 cebolla

1 cucharada de harina

250 ml de caldo de pescado

4 rodajas de rape

 

Procedimiento

Busca una cazuela de tamaño medio para pochar el ajo y la cebolla a fuego lento por unos 10 minutos.

Cuando ya esté transparente la cebolla, añade la cucharada de harina y continúa la cocción por unos minutos más.

Agrega el caldo de pescado y el rape ya salpimentado. Deja que se cocine por unos 4 minutos de lado y lado.

Como paso final, espolvorea el perejil para darle el color verde a la salsa y apaga el fuego. Después de unos minutos, esta receta ya estará lista para servir.

 

4) Albóndigas de rape

Si no sabes cómo cocinar rape para tus invitados, entonces intentar con unas albóndigas no es una mala idea, pues es un alimento que generalmente gusta a todos.

Ingredientes

1 kg de rape

½ kg de langostinos

Agua

Aceite de oliva

Azafrán

Perejil

Pimienta negra

Pan rallado

Sal

Harina

1 huevo

1 cebolla

1 copa de vino

 

Procedimiento

Antes de empezar a hacer las albóndigas, limpia el rape y separa la piel, cabeza y espinas para colocarlas en una cazuela con sal y agua. Los lomos deberás reservarlos. 

Limpia los langostinos, reservando las colas, y añade a la cazuela las cáscaras y las cabezas. Agrega una ramita de perejil y empieza a hervir. Al terminar, desespuma, cuela y reserva. 

Como segundo paso, pica los lomos de rape y las colas de langostino. También procede a picar media cebolla en tiras finas. Añade todo a un bol y salpimienta.

Para hacer la masa, agrega un huevo y pan rallado para mezclar. Amasa hasta que todo tenga una textura homogénea.

Haciendo uso de esta masa, realiza unas bolitas y pásalas por harina. Deberás freír cada una de ellas y, cuando estas doren, retíralas del fuego y elimina el exceso de grasa.

Para el último paso, cuela la mitad del aceite usado a otra sartén y añade la otra media cebolla picada para pochar. Allí verterás el vino blanco y el caldo de pescado. Agrega el azafrán, espera que todo hierva y añade las albóndigas por unos 5 minutos para poder servir.

 

5) Rape al horno

No todo se trata de frituras, pues existen recetas de rape al horno que puedes realizar fácilmente en casa para disfrutar.

Ingredientes

3 kg de rape

4 dientes de ajo

4 patatas

1 cebolla

Aceite extra virgen

Agua

Sal

Perejil

Sal

 

Preparación

Como la mayoría de las recetas de rape, es necesario hacer un caldo de pescado usando la cabeza del pescado, ramas de perejil, agua y sal como primer paso. 

Para seguir con la receta, comienza a pelar las patatas y la cebolla. Las primeras deberán cortarse en rodajas, mientras que las segundas tendrás que cortarlas en juliana. Fríe todo para dorar.

Toma una placa de horno y coloca las papas. Cuidadosamente vierte un poco del caldo. Coloca el pescado salpimentado en otra placa de horno, procediendo a verter un poco de aceite sobre él. Todo esto deberá hornearse con una temperatura de 220°C por unos 20 minutos, aproximadamente.

Sirve el pescado y coloca a su lado las patatas. Preferiblemente añade un chorrito de vinagre al pescado.

Los dientes de ajo deberán pelarse, filetearse y dorarse en un sartén. Después de retirar del fuego, añade el caldo que queda después de asar el rape y agrega un poco de perejil picado. 

Otra vez es momento de colocar en el fuego, removiendo un poco. Añade el refrito al pescado y sirve.

 

6) Rape en salsa de nueces

Si buscas recetas de rape en salsa que sean saludables, entonces esta es una muy buena opción.

Ingredientes

400 gramos de rape

50 gramos de nueces

700 ml de agua

1 puerro

1 diente de ajo

1 cebolleta

Sal

Pimienta negra molida

Aceite de oliva

 

Procedimiento

Limpia el rape y pon a cocer las colas con sal y agua. Permite unos 20 minutos de cocción.

En una sartén sofríe la cebolleta y el puerro bien picados. Recuerda añadir sal y espera que se cocinen por 10 minutos a fuego suave.

Utilizando una picadora, pica las nueces hasta que su textura sea parecida a la de la harina. Añade al sofrito.

A esto agrega también el caldo de las colas de rape, sal, pimienta y deja que todo se cocine por cinco minutos. 

Al terminar, procede a batir la mezcla hasta que la salsa quede completamente sin grumos. Continúa reservando.

Sofríe el ajo entero con el rape previamente picado y salpimentado. Espera 4 minutos de cocción.

Después de que el pescado se cocine, sirve el rape en la salsa.

 

7) Rape a la plancha

¿Buscas una receta saludable, sin mucha grasa y fácil de preparar? Esta es para ti.

Ingredientes

1 kg de cola de rape ya limpia

Perejil

Aceite de oliva

Sal

2 dientes de ajo.

 

Procedimiento

Calienta la plancha mientras añades sal al rape. Al tener una temperatura adecuada, agrega un poco de aceite y coloca el pescado. 

Toma un vaso y añade perejil, ajos y un chorro de aceite. Procede a triturar para hacer una salsa verde de acompañante.

Permite que el pescado se cocine por 4 minutos por cada lado y, al pasar el tiempo, apaga el fuego y sirve. No te excedas para evitar que la carne se seque.

Con estas recetas siempre tendrás un plato listo para esperar a tus visitas y sorprenderlos con un almuerzo delicioso y nutritivo. Sin importar si preparas el rape en placas de inducción o cocina de gas, el pescado igual será exquisito si sigues cualquiera de estas recetas.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS