Receta de migas extremeñas

Última actualización: 26.09.22

 

Migas extremeñas caseras

Cómo hacer migas extremeñas paso a paso
Tiempo de preparación1 hr
Tiempo de cocción30 mins
Número de comensales: 4
 
Ingredientes:
  • ⅕ kilogramo de pan de varios días
  • 100 ml de aceite, preferentemente de oliva virgen extra
  • 10 dientes de ajo
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cdita de sal
  • 1 vaso de agua

Las migas caseras son deliciosas y, al igual que lo han hecho en el pasado, pueden reconfortar en un frío día de invierno, combinando muy bien con aceitunas, panceta, chorizo y muchos platos más. Te invitamos a prepararlas y compartir su sabor con amigos o familiares, lo que mantendrá viva esta tradición que proviene de los antiguos pastores de Extremadura.

 

Recomendación

Debido a que la cantidad de pan es considerable, deberás tener a mano una sartén amplia, que te permita trabajar con las migas con comodidad, evitando que se desborden. Una vez que tengas seguro esto, pasamos a la receta.

1) Lo primero que tienes que hacer es trocear el pan. Para lograrlo, puedes utilizar una navaja o un cuchillo que tenga buen filo. La finalidad es lograr pequeños cubos con el pan. Esto permitirá que el plato ofrezca una buena presentación. Además, si los cubos tienen el tamaño correcto, podrán freírse mejor. Una vez que hayas trabajado todo el pan y lo hayas reducido a trozos pequeños, procederemos a salarlo y amasarlo. 

2) Mezcla la sal en el vaso de agua y remueve hasta que se disuelva completamente. Humedece el pan con esa agua, distribuyéndola de forma uniforme sobre todas las migas y amasando suavemente. Después, deberás esperar un tiempo aproximado de media hora, en el que el pan terminará de absorber la humedad.

3)  El siguiente paso será preparar el aceite que le dará sabor al pan. Para esto, corta los ajos en mitades y resérvalos por un momento. Ahora, vierte en la sartén los 100 mililitros de aceite y enciende el fuego. Una vez que esté caliente, añade los ajos. El fuego deberá ser bajo, para que los ajos suelten todos sus jugos y aromaticen el aceite.

4) Cuando observes que los ajos están dorados, retíralos y resérvalos nuevamente. Ahora es el momento de añadir a la sartén el pan y el pimiento cortado en trocitos pequeños. En este paso, deberás remover con suavidad para que el pan se vaya dorando y absorbiendo el aceite.

5)  Al observar que el pan comienza a cambiar de color, incorpora nuevamente los ajos. Si son muy grandes, conviene que los piques en trozos más pequeños. 

Deberás remover para que se integren al pan y, si observas que alguna miga ha quedado muy grande, también puedes reducir su tamaño con la cuchara o espátula con la que estés removiendo. Y todo listo, puedes servir las migas con tu plato favorito. 

Ahora, ya sabes cómo se hacen las migas extremeñas y puedes compartir esta receta con tus familiares y amigos.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS